X

Ministra de Ciencia destaca la relevancia de Magallanes como “Centinela del Cambio Climático” en la COP27

La región es una plataforma subantártica-antártica natural, que permite generar oportunidades científicas, logísticas y turísticas, a las que se suman aquellas de comunicaciones.

10 Noviembre 2022

Sharm el-Sheij, Egipto, 10 de noviembre. La Ministra de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación, Silvia Díaz, participó esta semana en la 27ª Convención Marco de Naciones Unidas para el Cambio Climático (COP27).

En el contexto del Día de la Ciencia celebrado hoy en el encuentro internacional, la secretaria de Estado destacó las capacidades científicas y tecnológicas en materia de lucha contra el cambio climático que posee la Región de Magallanes, un laboratorio natural único a nivel global que permite tener acceso a datos científicos en el hemisferio sur y una plataforma de cooperación internacional en ciencia, para expediciones científicas de frontera.

Desde el Pabellón de Chile COP27, este jueves la ministra Díaz expuso sobre “Magallanes, Centinela del Cambio Climático”, en un panel junto al Subsecretario de Medio Ambiente, Max Proaño y Ricardo Rozzi, director del “Centro Internacional Cabo de Hornos para estudios del cambio global y la conservación biocultural”, CHIC (por sus siglas en inglés), quienes también presentaron avances en capacidades científicas de la región.

 “Sabemos que el interés mundial en la ciencia antártica ha aumentado debido a la crisis climática actual, que va en búsqueda de mejores proyecciones y predicciones para planes de adaptación y gobernanza local, regional y mundial, para proteger a la humanidad”, indicó Díaz.

Magallanes abarca cinco componentes del sistema climático: la atmósfera, la biósfera, la hidrósfera, la criósfera y la litosfera. La criósfera corresponde al componente congelado, el hielo, del planeta, y su componente principal es el casquete polar Antártico. 

“La proximidad de Magallanes a la costa occidental de la Antártida le permite estudiar los cambios en la estabilidad del territorio y los puntos de inflexión climática, y establecer modelos predictivos y proyecciones de las condiciones climáticas actuales y futuras”, recalcó la ministra.

Se trata de una plataforma subantártica-antártica natural, que permite generar oportunidades científicas, logísticas y turísticas, a las que se suman aquellas de comunicaciones. Cuenta con infraestructura, equipamiento y capacidades científicas que pueden apoyar al desarrollo productivo.

Es así como ha tenido un desarrollo vertiginoso de capacidades tecnológicas en los últimos años, gracias a la construcción de diversos centros científicos, destacando tres centros de ubicación geográfica privilegiada: el Centro Subantártico Cabo de Hornos en Puerto Williams, el Centro Antártico Internacional y el Centro de Investigación Dinámica de Ecosistemas Marinos de Altas Latitudes (IDEAL).

La ministra de CTCI también asistió durante la jornada al panel “Juventudes embajadoras por el Clima América Latina: llevando la ciencia y la acción para el empoderamiento climático a las negociaciones internacionales”, organizado por The Climate Reality Project, DIMA y el Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile y a la conferencia “Áreas Marinas Protegidas: promoviendo la ciencia para la biodiversidad y la mitigación”, organizada por IPCC, WMO y Fundación MERI.